Sala de Prensa

Iniciativa internacional fortalece el cuidado de la familia en la pandemia

Además de traer a consideración la problemática en el ambiente familiar, la campaña Basta de silencio busca contribuir con la prevención y el amparo a las víctimas (imagen: Divulgación)

El análisis de recientes datos divulgados por varios órganos de protección y defensa de los derechos humanos por el mundo trae una constatación: el número de crímenes de abuso y violencia dentro del ambiente familiar creció durante la pandemia. Este aumento de casos es atribuido al hecho de que, con las medidas de aislamiento, las víctimas y sus agresores comenzaron a convivir bajo el mismo techo durante más tiempo. Debemos considerar, sin embargo, que estas mismas medidas restrictivas hicieron más difícil el acceso de las víctimas a las comisarías y otros organismos asistenciales, lo que pudo haber contribuido a que se notifiquen menos casos de agresión.

Otra estadística que se destaca en el escenario pandémico está relacionada con la salud mental. Según los investigadores, la reducción de la convivencia social, el aumento del estrés en la familia, las pérdidas materiales y la limitación de ciertas actividades están entre las principales razones para el crecimiento y el empeoramiento de los casis de depresión, ansiedad y otros trastornos emocionales.

Cuidado de la familia

Con el deseo de contribuir con soluciones, la campaña Basta de silencio de este año se enfoca en estas demandas, provocadas o agravadas por la pandemia en el ambiente doméstico. Sus acciones van desde seminarios y consultorías gratuitas con profesionales del área del derecho, psicología y asistencia social, hasta la distribución de materiales de contenido educativo.

De acuerdo con la coordinadora del proyecto para ocho países sudamericanos,  Jeanete Lima, el gran objetivo de este movimiento es la prevención. “Entendemos que alguien que tiene información puede protegerse de posibles abusos. También buscamos prestar el amparo a las víctimas. Eso no es algo tan sencillo, pero tenemos Oído amigo, un canal online con profesionales preparados para dar una primera atención de asistencia a esas personas, y tenemos sociedades con organismos públicos a quienes derivamos los casos de mayor necesidad ”, explica.

Entre los materiales a ser distribuidos a la comunidad hay revistas dirigidas a diferentes franjas etarias. La versión para el público adulto, por ejemplo, reúne artículos escritos por especialistas en diversas áreas, que tratan temas como: señales de abusos en las relaciones, métodos para ayudar a la víctima de violencia, indicios de abusos sexuales en niños y formas de prevención, la familia como transmisora de respeto y valores, etc. Para los adolescentes, la revista trata temas similares en un lenguaje contextualizado. También hay otra versión, en forma de historieta, lleva el contenido a los niños. Se encuentran disponibles también algunos volantes que resumen las principales informaciones de los periódicos. Todos estos materiales son producidos en portugués y español. Sus versiones digitales, así como los detalles sobre la campaña y otros materiales de apoyo, están disponibles en el sitio bastadesilencio.org .

Se eligió el 28 de agosto como un día para las acciones del proyecto en Brasil, Uruguay, Paraguay, Argentina, Chile, Bolivia, Perú y Ecuador. Sin embargo, la campaña se extiende a lo largo de todo el año, considerando que los temas que se abordan no se encuentran restringidos a un periodo específico.

La campaña

Creado en 2002, el proyecto Basta de silencio propone combatir y prevenir diferentes tipos de adicciones, abusos y violencia. Este proyecto es promovido año tras año por la Iglesia Adventista del Séptimo Día en todo el mundo; sin embargo, con metodologías y temas distintos, definidos de acuerdo con la realidad de cada región del planeta. En reconocimiento a la relevancia y contribución social del proyecto, varios estados brasileños lo han incluido en sus calendarios oficiales para destacar la campaña.